Mis 12 meses, mi fotografía

Daniel y Noa

Termina 2016 y ha sido un año muy extraño. Nunca imaginamos que lo íbamos a terminar así, como familia numerosa, cansados, con sueño atrasado de por vida, mil pequeñas preocupaciones y dos nuevos protagonistas de mis fotografías familiares.

2016 no ha tenido grandes viajes, ni mil fotografías que enseñar. Más bien ha tenido grandes momentos a recordar en familia, buenos y malos. Por eso, y por falta de calma y de tiempo, este año me saltaré mi tradición de seleccionar una foto por mes, y me quedaré con una única imagen, una de mis pequeños cuando por fin llegaron a casa y empezamos nuestra pequeña, loca y nueva rutina.

En lo fotográfico, 2016 ha sido un año de usar menos la réflex (una cámara y un objetivo pasaron a mejor vida después de 10 años) y más las pequeñas cámaras sin espejo. Olympus ganando terreno a Nikon. También ha sido el año de reordenar miles de fotografías en un mismo sitio (Lightroom) para facilitarme la vida…

Lightroom

En lo laboral, ha sido un año de pausa necesaria. En lo personal y en lo familiar ha habido momentos duros, momentos bonitos, muchos inolvidables, comienzos de colegio, lenguas de trapo, sustos, demasiadas visitas al hospital… Comenzaremos 2017 con la esperanza de seguir sobreviviendo a este ritmo que nos está trayendo de cabeza. Si podemos pedir algo, que sea salud… que del resto ya nos encargaremos nosotros y la maravillosa familia que tenemos alrededor.

Feliz entrada de año a todos. En 2017… seguiremos informando.

Mis 12 meses, mis 12 fotografías (XII)

Con unos días de retraso, pero fiel a mis (antiguas) costumbres, aquí va el resumen de año pasado en fotografías. Realmente, lo justo sería poner 12 instantáneas del pequeño Teo: ha sido el objetivo del 99% de mis disparos. Pero como tengo una política muy prudente a la hora de publicar sus fotos en Internet, dejaré ese resumen para la estricta intimidad. Las fotos que aparecen aquí, por tanto, son la prueba de que también he fotografiado otras cosas. Pocas, pero otras. Vamos allá.

Enero

Enero

Muy pocas fotografías no infantiles para comenzar el año. Me quedo con esta instantánea de mi regalo de Reyes, un Halcón Milenario de LEGO que he terminado de montar casi un año después. Y que lo mola todo.

 

Febrero

Velarde

Monumento a Pedro Velarde, en la Plaza Porticada de Santander. En uno de los muchos paseos matutinos por el centro que tuvo 2015.

Continuar leyendo

Un poco de Instagram para cerrar el año

#2015bestnine

Sé que lo tradicional es que publique aquí mi resumen del año en 12 fotografías, una por mes. Pero esta vez he tenido el ordenador reparando, me ha llegado ayer, y estoy todavía reorganizando la librería de fotos. Lo haré, pero hoy no me da tiempo.

Así que para compensar, vamos con una alternativa: las fotos que más han gustado en mi cuenta de Instagram. Gracias a la herramienta de 2015bestnine, he generado este mosaico de resumen. Y está claro quién es el protagonista, aunque lo mantengamos en un discreto anonimato. No se ha llevado fotos ni nada en este 2015.

El año que termina nos ha dejado un poco de todo, pero en general me quedo con la idea de que lo bueno ha sido muy bueno, y lo malo se nos ha pasado enseguida con la siguiente carcajada del pequeño Teo. No le pido nada más al nuevo año que más de lo mismo.

Que tengáis todos una muy buena entrada en 2016. Es un año que promete.

¡Feliz año nuevo!