Escrito el 01-05-2004

Día lluvioso el de hoy… detalle que ha contribuido a que haya pasado un sábado totalmente casero, y haya dejado aparcados los rituales de cervezas, bares y copas, y lo haya sustituido por sesiones de lectura, películas y meditación poco trascendental…

Empezando por las películas, he visto tres desde ayer… una de ellas no merece más comentario que el de obra maestra: El Padrino (sólo la primera parte, tampoco es plan de meterse un atracón…)

Ayer por la noche, después del concierto de jazz, me puse a ver und dvd que había alquilado… y que es bastante apropiado para estos días de espíritu reunificador europeo, días en los que los 15 se han convertido en los 25…

Se llama Una casa de locos, es francesa, rodada en Barcelona (con algo de París, también), y sale la actriz de Amélie… básicamente es la historia de una casa de locos o de Erasmus, que viene a ser lo mismo muchas veces, una casa en la que cada habitante es de un país, y que convierte ese albergue español en una curiosa torre de babel…

La película no es nada del otro mundo, pero es simpática, hace pensar, y recrea muy bien al ambiente de los Erasmus… al menos eso me dicen los que lo han vivido, y yo puedo dar fe de que algunas de las escenas y situaciones me han recordado casas que he visitado en Leeds, en Edimburgo, en Dublín, noches de pintas, noches de Heaven & Hell, noches de babel….

Y es que los españoles siempre seremos españoles, los daneses daneses, los alemanes, alemanes… pero todos juntos tenemos mucho que aprender unos de otros, sin perder por ello nuestra identidad… Creo que es uno de los grandes logros de la gente de nuestra generación (o parte de ella), poder ver un poco más allá de unas fronteras que deberían ser cada vez más simbólicas….

Y hoy, simbólicamente, han caído unas cuantas mas…

Pero bueno, que se me va el hilo… me faltaba de comentar una película: la primera de Isabel Coixet, Cosas que nunca te dije. Una película tristona, gris, muy apropiada para un día como hoy… no sé exactamente por qué esta mujer rueda sus películas en inglés y en Estados Unidos… pero uno puede ponerse a comparar este cine maduro, emotivo, agradable, con las memeces que se producen en España, con dinero de subvenciones, coproducidas por nuestra televisión… money for nothing….

Me he dado cuenta de que el mensaje de la película es el mismo que el del libro que estoy leyendo (El Dios de las pequeñas cosas)… y ese mensaje básicamente dice algo así como que las cosas que realmente importan, las Grandes Cosas, son las que nunca se dicen…

Y es verdad….

Al menos, no se dicen a tiempo….

Claro, que también es verdad que muchas veces, si algo se tiene que explicar, si no se ha entendido antes y hay que llegar a una explicación detallada para la que seguramente no encontremos las palabras, es que quizá haya alguien que no merezca la pena que lo entienda….

Creo que me pondré como pequeño reto no escribir aquí más tarde de la una de la mañana, que es lo habitual, porque me salen unas frases como la anterior, que apenas entiendo yo mismo… voy a meditar sobre lo que he escrito…

Seguiremos informando….

PD: Se me olvidaba, una pequeña nota política sobre lo que escribí aquí el otro día, ese anuncio del gobierno de rebajar el IVA de libros y discos… donde dijeron digo, dicen diego… a veces se me olvida que nos están gobernando una pandilla de recién llegados sin otros méritos que la ausencia de ídems en el prójimo… ¡qué dificil es en este país coger cariño a un político….!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.