Escrito el 20-10-2003

Hay cosas que por muchas vueltas que se las de, siempre parecen increíbles, el tipo de cosas que sólo pasa en la vida de la gente excéntrica, en otra parte… luego un amigo cambia de un día para otro, nadie entiende nada, y decubres que la vida es siempre más extraña de lo que se puede imaginar…


En fin, volviendo a temas más mundanos… el sábado tuve la clásica sensación de deja vu… estuve en el concierto de Hiram Bullock, en el Rocambole, en el mismo sitio donde le estuve viendo hace algún tiempo…


El concierto fue prácticamente idéntico… y por supuesto, volvió a merecer la pena… temas propios (comenzando por Cafe Luna, por ejemplo), sus versiones (y hubo muchas: desde Police, a Hendrix, pasando por los Rolling, Dire Straits, la Creedence y muchos más… y el tío es tan bueno que le quedan bien, porque hay que tenerlos bien puestos para meterse a hacerse esas versiones…) y experimentos varios: sólo de guitarra paseándose por la barra del Rocambole (para desesperación de las camareras), solos sin amplificador, con la sala en silencio escuchándole rasguear las cuerdas, o clases de prácticas de cómo interpretar un tema sólo con una guitarra, grabando capas y capas de sonidos en plan hombre orquesta…


En fin: a Hiram Bullock se le sale el virtuosismo y la experiencia sobre un escenario, por los cuatro costados… y son cuatro costados bastante grandes, porque el tío está fuertecito… definitivamente: mereció la pena… le ídem fue que era sábado, y había prisa por dejar libre la sala para los clientes habituales… el anterior concierto fue entre semana, y hubo muchos más bises….


Agradable fue también la sorpresa de encontrarme, cuando iba camino del concierto, con un amigo al que hacía literalmente años que no veía, y tener noticias de nuestro «Fraguel viajero» (como le apodamos más tarde esa noche, entre copa y copa), recién llegado de las caras tierras  londinenses…


El domingo tenía intención de  acercerme a la Filmoteca por la noche, a ver Dolls, una peli japonesa que me habían recomendado. Al final no fui, el tiempo (meteorológico me hizo cambiar de idea). No sé si fue la tormenta del siglo, pero lo que sí es seguro es que fue una tormenta del copón. Mejor en casa, aproveché para ver «La Reina de África», que la tenía pendiente de ver en dvd. Genial.


Hoy hace un rato me he encontrado a mí mismo.. ha sido de lo más curioso… Mi conexión a internet con Ono lleva unos días (al menos en mi casa/o) yendo de culo (ahora parece que ha mejorado algo). Me quería meter en un foro de usuarios de Ono que visitaba hace algún tiempo, pero no me acordaba de la dirección… pero bueno, para algo esta Google..


Efectivamente, he encontrado la dirección de ese foro.. peor lo gracioso ha sido que el Google lo ha encontrado en mi página: tenía allí un enlace y no me acordaba…. curioso, cuanto menos….


En fin, seguiremos informando…


Escuchando: how I wish, how I wish you here….

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.